miércoles, 1 de junio de 2011

A ti te entregamos el cielo y los aires otrora volados

Henos aquí reunidos una vez más, disfrutando de lo que nos une, la comida y la bebida… Pero hoy hay algo distinto, hoy no estoy solo. Por primera vez desde que arranqué a volar por estos lados, escribo un texto en conjunto con alguien más. Hoy invité a mi querido hermano Halcón Negro (BlackHawk), para que juntos le dedicáramos algunas palabras a alguien muy especial… se podría decir incluso… de capacidades diferentes.

La fecha de publicación de este texto será el 2 de junio del 2011 (aunque por el sueño que tengo, quizá me adelante unos minutos a la fecha) y el por qué de esta publicación es algo muy sencillo, hoy cumple unos veinti poco nuestra querida y amada madre. Hace un tiempo escribí un texto acerca de nuestro viejo y su lucha en la vida y para no ser menos, hoy vamos con más fuerza parar lograr un homenaje, en el peor de los casos, igual al anterior para nuestra vieja.

Quizá porque hace tiempo que no escribimos (sí… aunque parezca loco… en esta casa todos escribimos… como el culo… pero todos… escribimos… todos), o porque a veces es difícil homenajear, o quizá porque con mi hermano somos como dos polos de una moneda, o quizás porque no soy un gran artista puedo decir tu pintura (homenaje) está lista y darte orgulloso este mamarracho… es que este texto viene un tanto complicado.

Así que bueno… resumiendo lo dicho, nuestra madre es un ser muy especial y la queremos mucho.

¡¡Feliz cumpleaños pequeña Casssss!!



BH: ¡Bo! Imbécil… ¿no ves que mamá se merece algo mejor que la porquería que escribiste?

SH: Sí, ta… ya se black… pero se me está complicando. ¡Es difícil! De papá podía decir que es tranquilo y bueno… que es un eufemismo de ‘un pelotudo enorme’… pero de mamá no puedo… ¡No puedo!

BH: Pasa que para vos siempre fue ‘Mamita’ con mayúscula y claro… al final te quedaste con todo su amor porque siempre fuiste un alcahuete con ella (n del r: se quitaron las palabras soeces para que este texto fuera apto todo público)

SH: ¿Yóó? ¿Y vos que te pensás? Siempre fuiste el preferido… todos lo saben… y mientras vos te fuiste y Ambos te extrañaban y querían vivir con vos y la loquera… yo tuve que aguantar sus quejas de ‘hay… ¿qué pasa que BH no llama?’ o ‘¿Por qué no vamos a comer hoy a la casa de nuestro hijo?’ ¿No te conté del texto mío que copió mamá en su blog y que en la introducción puso ‘este texto lo escribió mi otro hijo’? ¡Yo soy el otro!

BH: Pará…no mezcles las cosas…primero que nada, yo llegué primero al mundo y de ahí que tengo acumulados dos años más de cariño que hacen que parezca como que a mí me quieren más…pero a tu edad me querían de la misma forma que a vos ahora…

SH: Black… ¿te estás drogando? Lo que acabas de decir es terrible pelotudez… aunque confieso que me dan ganas de escribir un texto acerca de ‘La exponencialidad del amor y el favoritismo en los hijos’…

BH: Podés no distraerte Sparrow…nada de escribir otro texto… ¡tenés que hacer algo que haga llorar a mamá! Siguiendo con lo que decía, y no vuelvas a interrumpirme pendejo, ya sabés como es en casa… cuando vienen a limpiar queda muy lindo para que venga gente… y ta… aparte está la perra… y pusimos el piso… y ta… por lo general tengo que separar la ropa blanca de la de color…

SH: Si, ta… no te preocupes… me queda clarísimo…

BH: Bueno… ¿Qué decís pendejo? Tendríamos que escribirle algo más, ¿no? Nunca sabes… capaz que la dejamos contenta y todo.

SH: Yo que sé… no niego que cuando se Me ocurrió esto de escribirle un texto consideré que era una buena idea. Pero ahora realmente no sé de qué mierda hablar… ¿De qué hablamos blacky?

BH: No sé tarado… yo solo pude escribir un texto en mi vida acerca de Marilyn Manson y quedé re contento… más no me pidas…

SH: Siii… seguro… no te olvides con quién estás hablando sorete. Si bien no comparto todo lo que escribís, tengo muy claro que hay mucho más aparte de lo de Manson… si no querés escribir porque te embola decilo y no trates de quedar bien.

BH: …Como decía… creo que vos te las podés ingeniar… no sé, decí algo de que es cómica, que nos dio todo lo que tuvo a su alcance, que siempre fuimos lo primero, digamos, en su lista de ‘prioridades’, que es cariñosa, que siempre priorizó nuestro bienestar al suyo…algo así.

SH: Ahhh… dale… ahora sí… que le gustan los perros, que es buena vecina, que te hace descuentos en tu primera escritura, que le gusta viajar… buenísimo negro… ¡vos sí que sos terrible ayuda!

BH: Ahí va… me estás entendiendo…

SH: Eso fue ironía.

BH: Lo mío también…

SH: Loco… siempre lo mismo contigo… ¡con esa actitud, este texto va a terminar siendo una mierda y mamá va a llorar de pena por ella misma!

BH: ¡Que llena huevos! Da… dame la máquina que yo sigo.

SH: Mmm… mejor dictame y yo escribo… yo se usar mejor la máquina.

BH: Es un Windows…

SH: Ta…pero mi notebook es… emm… más difícil de usar que tu pc.

BH: No cambias más, ¿no? Me re pudrí de este texto de mierda, de vos y de tu computadora. Me voy a al mierda.

SH: Ta…gracias negro… Siempre se tiene que hacer lo que vos querés, ¿no? ¡Me mandas a la guerra con un tenedor y me puteas por no sonreir!

SH: ¿Black?

SH: ¿Blackhawk?

SH: …Bue… yo escribo algo… ¡pero después no me jodas! Escribo lo que me salga y ta…



A mi mamita, salvo la vida, la plata y un montón de otras cosas, todo

¿Qué decir de mamá? Hablando en serio, me cuesta mucho. Quizá ella no lo sabe, pero me siento quizá la persona que más la conoce y comprende… ¿por qué? Porque mal que nos pese, somos iguales…

No hace tanto que camino esta tierra… en este tiempo he visto muchas cosas, pero pocas veces una madre como mi vieja. Ella siempre ha sido una persona con una increíble capacidad para reir, contrastada con sus sentimientos tan profundos y sensibilidad a flor de piel. Siempre nos dio todo, pero siempre nos puso límites. Cuando recordamos nuestros primeros años con el negro, nos es difícil pensar en momentos feos o malos.

Hace unos días recordaba un chiste, o una frase, o algo que una vez escuché. Era, supongo yo, una madre que decía que cuando una dama se convierte en madre tiene que decidir… por un lado, dedicarse a su carrera profesional y terminar teniendo hijos que quieren más a Lupe (la empleada que los crió) como madre que a ella misma… o por el otro lado optar por criar a sus hijos, siendo amada por ellos, pero asimismo siendo superada a los 10 años en su capacidad intelectual.

Y el día que recordaba este razonamiento tan ‘divertido’, pensaba ‘¿cómo habrá hecho mamá para ser nuestra madre, para ganarse todo nuestro cariño, respeto y amor, siendo que también se dedicó a su carrera profesional?’. 

Ella de alguna forma lo logró… estudió una carrera, se recibió y se destacó… pero como tantas cosas en nuestra vida, mostró su dualidad, y terminó siendo odiada (la carrera… no mi madre… creo). Porque así como yo, mi vieja se dedicó a algo y dejó por el camino otra carrera, aquella en la que nadie cree, aquella de la que dicen que no se puede hacer una vida, pero aquella que al menos a nosotros nos llena y gratifica… la carrera artística.

Y ahí llegaron los arreglos florales…y puff… ¡qué lindos arreglos! Toda la casa llena de ellos… y para mí era toda una alegría. Estando en una de las peores épocas de mi alergia, no podía más que alegrarme de que mi vieja quisiera curarme de la misma en base a atacarme todos los días de la misma… por que sí mamá… esas esponjas verdes me dan alergia… más que la cera de piso.

Pero bueno… un día las esponjas se fueron y las tres toneladas de flores secas que tan lindas eran (e incluían material ‘tomado’ de tantos cumpleaños de quince y casamientos) desaparecieron y patapuf… si bien pensábamos que la crisis de los diecinueve había terminado, mamá nos demostró que éramos unos tontuelos.

Porque allí llegaron los pinceles y las flores… y wiiii… si te quedabas parado te pintaba una flor en donde fuera… ¡que lindas flores! Justo los otros días se puso a pintar de nuevo y… ta… pintó flores.

Y sucedió que un día cometí uno de los errores que más lamentaré en mi vida… no fue abandonar una carrera ‘casi’ terminada… no fue ser tan idiota durante tantos años… no fue confiar en las personas que confié tan erróneamente… noooo… fue explicarle cómo prender una computadora.

Ahí empezó una historia que aún no ha terminado (pero que terminará de golpe si al volver al país encuentro que mi hermosa computadora sufrió algún tipo de maltrato), historia que básicamente cuenta la gran capacidad de mamá para destruir la computadora que tenga adelante. Y así fue que un día le dije ‘Mami, te traje este folleto acerca de cursos de informática. Para mi tendrías que hacer un curso de internet para mejorar tus web soft skills’. Y así fue como a los meses arrancó en ese mismo instituto un curso de diseño de interiores (como se nota, es muy influenciable por mí).

¡¡Que lindas maquetas!! Ta...la casa siguió siendo un despelote…pero supongo que en el curso vieron algún tipo de criterio de diseño llamado ‘caos’ que la dejó re tranquila. Y si bien esa carrera de momento quedó pausada mi vieja siguió yendo por su camino.

Y por ese camino y no recuerdo muy bien cómo…empezó la locura de los blogs. Comenzó a viajar por el mundo electrónico, conoció gentes y más gentes, se unió a grupos, creó personajes dentro de sus personajes y se comentó a si misma publicaciones para darse mayor publicidad (si…a los que tenían la duda de en qué nos parecemos… esta esquizofrenia es claramente compartida).

Y así fue que este año soñó un viaje, lo planeó y lo realizó. Fue sola allá donde nunca había ido y dejó boquiabiertos a muchos de los más incrédulos. Pero apostó por eso y lo logró. ¡Y no es menor que haya vuelto sana y salva (al menos lo sana y lo salva que estaba antes del viaje)!

Nuestra querida vieja… y ella piensa que logró poco… Pero aquí nos ven, sus dos hijos agarrándonos de los pelos por escribir unas palabras que la dejen contenta (y si esto no es amor, ¿qué lo es señores?), hijos que están más unidos que nunca. Un esposo que si bien se pasa lesionado, la quiere más que a nadie y daría todo (lo que le va quedando… poquito… poquito) para que ella sea feliz.

Y hay momentos difíciles, momentos duros, pero c’est la vie. Con mi vieja hemos pasado por momentos complicados, quizá por mi culpa, pero creo que estamos mejor que nunca. En gran parte porque la dejé conocerme un poco más y ser parte de mi vida.

Recuerdo cómo se reían mis amigos de su interpretación de una papa o de un helecho… sigo sin entender como lo hizo, pero si lo hizo quiere decir que también somos parecidos en eso… ambos grandes actores.

Estando de viaje por trabajo y con mucho sueño, no soy capaz de agregar mucho más…y espero que esto sea tan bueno como lo pensé. Espero que encuentre en estas palabras el sustento que precisa para seguir peleándola… quizá con un poco más de fuerza. Mi hermano dijo que ella siempre nos priorizó. Pero fue más que eso, siempre nos amó y siempre nos va a amar, pese a que nosotros seamos unos ingratos de mierda.

Dicen que la familia no puede elegirse… pero me cuesta creer que de elegir podría elegir un padre mejor, un hermano más compañero y una madre tan madre como ella… una mente tan complicada como la mía.

Madre… te seguiremos apoyando en tus locuras, seguiremos amándote de la forma que lo hacemos, oculta y sin publicidad, pero pura y cristalina.

Mientras otros soñarán eternamente con volar… pocos vuelan como tú y tú lo haces hace años…

Siempre serás nuestra madre preferida.

Tus jóvenes halcones.

3 comentarios:

CAS dijo...

NO HAY MEJOR FORMA DE COMENZAR UN CUMPLEAÑOS QUE LEYENDO UNA PROCLAMA DE MIS GRANDIOSOS HALCONES. SI QUE SOMOS UN GRUPO ESPECIAL, Y ESO ME HONRA Y ME HACE FELIZ, TODO LO FELIZ QUE PUEDE SER UNA MADRE CON DOS HIJOS QUE VUELAN ALTO, MUY ALTO SI DE VALOR HUMANO HABLAMOS.

LOS AMO CON TODO EL CORAZON Y SEPAN QUE CON PAPA NO HEMOS HECHO NADA MEJOR QUE USTEDES (.... no fue un gran sacrificio, todo lo contrario, los hicimos con mucho amor)

Mamá Casss (nada más que una rareza que parió la internet)

alfredo dijo...

Evidentemente no es vuestro mejor texto. Pero un buen texto, sólo es eso... un frio, distante e impersonal buen texto.

Por estos "otros" textos algunos pagarían fortunas. Pero el Amor, el Respeto, la Complicidad, no tienen precio. Y así, leyendo entre líneas y desde la distancia añado (si se me permite la intromisión y si es que queda algo por añadir) que también me uno al homenaje a esta sigular Casss.

Abrazos a todos

Any dijo...

Que maravillositudddd !!! Si mis hijos me dedicaran un post semejante, lloraría de emoción, me desmayaría, bailaría por las calles ... !!! (ejem, era asi lo que tenía que decir o me excedí? la guita que arreglamos me la envía rápido por favor, que ando pobre)

No me diga que ud conoce la vieja canción de Sui, quizas porqueeee !!! que capo! tan chiquito y conoce ese tema. Sepa que ha subido varios puntos en mi consideración!
Asi que su señora madre se comentaba a si misma ??? eso si que es interesante jajajajaja! No la deschave asi che! que feo de su parte!
Anda volando por este lado del río! tiene que escribir algún post sobre su experiencia porteña (cuidadito con lo que pone, que acá a los porteños los criticamos nosotros solamente, los de ajuera son de palo!)

Bueno che, fuera de bromas, me encantó este post dedicado a la Halcona madre. Supongo que correrán ríos de baba por su casa montevideana en estos momentos, y no es para menos ... .
Desde acá nomas (ahora somos vecinos) le mando un gran abrazo, tiene una madre very special, cuidelá mucho
;)